¿Cree usted que su ciudad está preparada para afrontar un terremoto?